jueves, 7 de abril de 2011

PROCLAMACIÓN DEL EGO


Mujeres de cualquier edad
...........o sexo

...........Autoposemos para quien nos pinta.

...........Auto cosámonos la boca.
...........Auto hagámonos el amor
...........y autocreamos
...........en el placer de hacerlo.

...........Autolloremos solas.
...........Auto digámonos, fervientemente,
...........nena tú vales nada.

...........Auto seamos invisibles.
...........Auto agredámonos
...........de medio cuerpo para abajo.


Auto murámonos y auto entendamos
que el fin
............no mereció la pena.

28 comentarios:

Charcos dijo...

durísimo lo que dices y de lo que hablas

no callemos nunca


Un abrazo

Rosa dijo...

No pienso hacerlo Charcos... Muchas gracias por venir y por dejarme tu huella.

UN beso

Emilio Porta dijo...

Especial, diferente y concreto. En estos tiempos de tanta abstracción se agradece un poema tan claro, directo, y tan magníficamente elaborado. Hace tiempo que no me sorprende que siempre nos sorprendas. No estoy muy para hablar, la verdad, sobre cualidades, en estos momentos, sí sobre calidades en la percepción y en lo que yo entiendo como emisión. Esto bueno, Rosa, muy bueno. Desde mi particular óptica, siempre personal, cada día lo dudo menos.
La objetividad...siempre es una ENTELEQUIA.
Un beso...

Manuel dijo...

Un poema que sonó raro en sus primeros pasos pero que, poco a poco, se te mete dentro hasta hacerte suyo.

Esa "auto"-gestión que posee le da vida propia; desarma a quien lo lee y nos deja con una reflexión siempre pendiente de hacer:

¿Nos hemos vuelto locos, o qué?.

Mi enhorabuena por este pedazo de POEMA, así, con mayúsculas.

Un beso.

Elvira Daudet dijo...

Querida Rosa:

Poema tan estremecedor como rotundo. Ya tenía ganas de conocer tu poesia y tomarte el pulso; lo tienes excelente.
Niña, para mí tembién fue un placer
la velada que compartimos, aunque no estaba yo, muy impresionada por el estado de Zuñi, en mi mejor momento. Ya nos reireemos con él cuando pase este mal trago.
Besos
Elvira

Laura Caro dijo...

Me gusta mucho tu forma original de enfocar las realidades duras y sentir cómo se meten tus letras en mis venas.
Enorme el poema y enorme tú.
Mil besos, Rosa.

Mila Aumente dijo...

Qué bien defines en poesía una triste realidad. Ojalá algún día el mundo gire a favor de estas mujeres.

Un beso.

Latino-Poemas dijo...

Hola Rosa, me gustaría invitarle a visitar el nuevo sitio de poesía www.latino-poemas.net

Ayúdanos a compartir sus poemas :)

Valeriano Franco dijo...

tudemNo sé, no sé, amiga mía. A mí los "auto" siempre han dado un poco de ... ¿miedo?, no es eso, de que algo no funciona bien. Tener que llegar ahí es tanto como tener que denunciar lo que marcha mal. Quizás no haya más remedio que acudir a esa autogestión que,como dice Manuel, da vida propia, pero qué pena. Con lo bien que nos iría con la multigestión. Efectivamente, y sin ¿?, yo creo que nos hemos vuelto locos.
Tú lo haces, lo petizas muy bien, querida amiga. Pues, ahora, a reflexionar.
Un abrazo
Valeriano

La Solateras dijo...

Muy buen poema, Rosa. Y siempre defendiendo las cosas que importan.

Un abrazo

ROCIO dijo...

Hola Rosa me puse de seguidora aunque tengo poco tiempo pero os quiero tener a todos cerca.

Nos leemos.

Un abrazo.

Rocío
http://mrociorc.blogspot.com/

Emilio dijo...

Si duros son los versos de esta entrada, querida Rosa, no menos lo es la propia realidad.

Besos y abrazos.

Mari Carmen Azkona dijo...

Querida Rosa, qué magnífica, y dolorosa, proclamación del ego. Eres fantástica...El título y el poema es un todo que hace más rotundo lo que nos cuentas. Cuánto aprendo contigo...

Y como la vida no es un sueño pido prestadas unas palabras...

“ ¡Ay mísera de mí! ¡Y ay infelice!
Apurar, cielos, pretendo
ya que me tratáis así,
qué delito cometí
contra vosotros naciendo;
aunque si nací, ya entiendo
qué delito he cometido.”

Ya sabemos que delito cometimos autocastiguémonos por haber nacido.

ENHORABUENA, continua gritando y proclamando.

Besos y un fuerte abrazo.

Rosa dijo...

Querido Emilio, gracias por venir y por dejarme, como tú mismo dices, tu particular forma de mirar y tu saber; ya sabes que te admiro y tu opinión siempre es muy importante para mí. Te confieso que es un poema que ha generado algunas opiniones encontradas, en cuanto a su contenido poético… Sin duda la objetividad es una entelequia, que lleva implícito siempre su propio fin y de alguna forma la poesía también lo es, lo que sucede es que nuestra subjetividad hace que transformemos ese fin, según nuestro momento y posiblemente esa es otra de sus riquezas.

Eres imprescindible siempre en mi poesía, ya lo sabes.. será porque te quiero, además de por ser un gran poeta. Un abrazo amigo

Rosa dijo...

Un poema que salió de la rabia y tal vez se transmitía en esos “primeros pasos” que citas cariño. Gracias siempre por leerme más allá de los versos. Gracias por tus comentarios, de los que nunca me canso… si es que me va la marcha.

Mil besos como un sol de esperanza

Rosa dijo...

Elvira es un honor tenerte aquí y aún más leer tus cariñosas palabras. Sé que tendremos muchas veladas deliciosas y nos reiremos o lloraremos cuando haga falta, porque eso es precisamente lo que nos hace estar vivas.

Un abrazo con mucho mucho cariño

Rosa dijo...

Siempre gracias Laura por ser tan fiel y por esas palabras que tanto me llegan, viniendo de alguien tan vital como tú y a quien cada día admiro más, como escritora y sobre todo como mujer.

Un abrazo enorme y feliz de tenerte ahí

Rosa dijo...

Ojala Mila… y ojala no tuviéramos que recordar de vez en cuando, que nada ha cambiado, que todo sigue igual y que aún seguimos mirando hacia otro lado.

Muchas gracias mi niña por tu comentario y mucha suerte con esa novela que está a punto de ver la luz.

Un abrazo enorme

Rosa dijo...

Gracias Latino-Poemas por tu invitación.
He pasado por tu blog y he dejado un comentario. Mucha suerte.

Saludos

Rosa dijo...

Gracias por tu reflexión Valeriano. Sin duda lo que mejor funciona es el sentimiento común de justicia, aunque desgraciadamente hay veces en que nada puede hacer el de enfrente si uno no lo desea.

No obstante, gente como tú y como todos los que creemos en el derecho a la vida y el respeto, estaremos ahí por si alguien nos necesita… no me cabe duda.

Gracias por tu comentario y mucha suerte con tu libro.
Un abrazo

Rosa dijo...

Un besazo Ana y gracias siempre por tus palabras que me importan y mucho… ya sabes que te admiro y te quiero.

Un besazo

Rosa dijo...

Gracias Rocio. Me encanta que hayas entrado, porque yo tampoco tenía tu blog y deseaba tenerte cerca.

Un beso grande.
Nos veremos en Sigüenza ¿verdad?

Rosa dijo...

Gracias por tu comentario Emilio. Tengo un verso que dice algo así: “… la realidad siempre supera la ceguera”.

Mientras sigamos cerrando los ojos, la realidad seguirá ahí, esperándonos...

Un abrazo y un placer encontrarte

Rosa dijo...

Querida Mari Carmen, cómo echo de menos tu presencia… Sé que es mi justo castigo por entrar menos de lo que me gustaría al blog, porque no me cabe duda de que siempre estás y no sabes cómo lo agradezco.

Qué versos tan hermosos traes en esas manos, siempre dispuestas a levantar la voz y a seguir luchando, por aquellos ideales que debieran ser realidad y no sueño.Autogritemos pues a nuestro sueño, para que despierte de una vez de ese letargo que ya dura demasiado.

Un besazo rodeado de mi abrazo

Mari Carmen Azkona dijo...

Pero, Rosa, cómo me dices eso...¿Quién se podría enfadar con un ser tan especial como tú? ¿Y castigarte? No, cielo, es que, y no se lo digas a Manuel que no le gusta que nos enfademos con el Tiempo, no llego a todos los sitios. Se me escapan las horas entre los dedos como si fueran granos de arena.

Sé que en Escritores os tengo un poco "abandonados", pero nunca será culpa vuestra...Si os adoro, no sé que haría sin vosotros. Lo que ocurre es que creo que ahora tengo que dividir mi tiempo entre NW y Escritores e intentar acompañaros a tod@s. Llego un poco más tarde nada más.

Un beso, corazón, y nada de autoabrazos. En eso no hago caso del Ego, proclame lo que proclame, necesito sentir el calor de tus brazos, que aunque virtual, me llega.

Rosa dijo...

Mira que te quiero Mª Carmen... Un abrazo, sin auto ni nada que pueda evitar estar las dos juntas.

Julio Díaz-Escamilla dijo...

He ido y venido por tu blog, permeándome de tus creaciones, y he celebrado los matices de tu voz autoral, el bien decir, pero lo más importante el bien escribir. Ya estoy siguiéndote. Felicitaciones.

Rosa dijo...

Muchas gracias Julio, por venir, por tus palabras y por tu promesa de continuar... todo un honor.

Un saludo